¿Vale la pena comprar un moisés?

Si serás mamá o papá por primera vez seguro tienes muchas dudas y una de ellas es dónde va a dormir tu bebé o cuál es el mejor sitio para el descanso de un recién nacido.


Dentro de todas las opciones del mercado encontrarás todo tipo de cunas y algunos moisés, que son un tipo de mini cuna para recién nacidos. 


Por su tamaño y lo rápido que crecen los niños, algunos papás no saben si es una buena opción; sin embargo, aquí te diremos por qué debes considerarlo como un básico para tu bebé.


Por qué usar un moisés para bebé

Como papás buscamos lo mejor para nuestros bebés y lo principal es que duerman cómodos. De acuerdo con la Fundación Nacional del Sueño de EE.UU. (NSF, por sus siglas en inglés), los bebés recién nacidos deben dormir de 14 a 17 horas en cada período de 24 horas.


Los recién nacidos, acostumbrados al espacio reducido y calientito dentro del útero de mamá, no duermen bien en espacios grandes. 


Adempas, dormir en una cuna durante los primeros meses puede ser precipitado y riesgoso, ya que algunos papás optan por colocar peluches y almohadas en la cuna y, de acuerdo a la Asociación Americana de Pediatría (AAP), ésta es la principal causa de muerte súbita en recién nacidos.


Ventajas de usar un moisés para bebé

La cuna moises es una perfecta alternativa para los primeros meses de vida. Aportan más seguridad y comodidad en comparación con otros tipos de cunas de mayor tamaño. 


Por su tamaño reducido, se trata de un espacio cálido, cómodo y seguro para el recién nacido en su proceso de adaptación al mundo exterior y, a la vez, resulta un lugar confortable para su descanso.


Otras ventajas de los moisés son:

  • Ideales para espacios reducidos: Gracias a su tamaño se puede usar en dormitorios pequeños con espacios limitados.
  • De fácil traslado: El moisés permite trasladar con facilidad al recién nacido por diferentes áreas del hogar gracias a su tamaño y su ligereza.
  • Mayor seguridad: Su tamaño evita que el bebé pueda girar o deslizarse bajo las sábanas y termine tapándose la cara de forma accidental.
  • Es cómodo para mamá: La espalda de mamá y papá agradecerán contar con un moisés ya que al momento de alzar al bebé será más fácil debido a que no es tan profundo como una cuna.
  • Es económico: Su precio es mucho más bajo que el de una cuna.

¿Cómo elegir el moisés perfecto para mi bebé?

Si ya te decidiste a comprar un moisés para tu bebé recién nacido es importante que tomes en cuenta el tamaño, la altura y el tipo de moisés para que tú y tu bebé se sientan cómodos y seguros.


Existen diferentes tipos de moisés que se adaptan a las necesidades del bebé y de los papás, entre ellos se encuentran: 


  1. Moisés Colecho: Los laterales de la cunita son desmontables permitiendo colocar la cuna en uno de los laterales de la cama de papá y mamá. Esto permite que el bebé quede pegadito a ellos y esté vigilado fácilmente en todo momento.
  2. Moisés tipo tijera: Este moisés está diseñado para no ocupar mucho espacio, es de transporte ligero, fácil de armar y desarmar. Es ideal para ser llevado a cualquier sitio del hogar o de la habitación.
  3. Moisés tipo mecedora: Es una propuesta moderna que, de acuerdo a su estructura, cuenta con un suave balanceo ideal para relajar al bebé y ayudarlo a dormir plácidamente.
  4. Moisés colgante: Están diseñados para los primeros meses de vida. Puede colgarse a un lado de la cama y permite mecer al bebé con un movimiento natural, constante y delicado que lo haga sentir seguro.

 

¿Qué debo tener en cuenta antes de comprar un moisés?

Al igual que cualquier producto para bebé, antes de adquirir un moisés para tu recién nacido  es importante que consideres algunas cosas, entre ellas:


  • Seguridad: Evalúa los materiales de elaboración, verifica que cumpla con los requerimientos básicos para proporcionar el descanso del bebé y que los bordes del moisés sean acolchados o de materiales suaves para evitar que el bebé se golpee.
  • Calidad: Verifica que el moisés esté elaborado con materiales seguros y resistentes que permitan garantizar su vida útil por tiempo prolongado y que  cumpla con los más altos estándares de calidad y seguridad posibles.
  • Aplicaciones: Detalles añadidos como sonidos relajantes, móviles, vibraciones, ruedas, versiones más compactas o más livianas facilitan el uso cotidiano y le añadirán un plus de entretenimiento y estimulación visual y sonora para tu bebé.

En La Hamaca y el Rebozo estamos convencidos que un bebé debe dormir cómodo y con movimiento, ya que ayuda a un mejor descanso al asemejar el movimiento natural dentro del vientre materno -suave, delicado y constante-.


Por ello, cada moisés que elaboramos es una pieza pensada en ser un espacio seguro, cómodo y lleno de detalles que lo hacen una obra de arte.